Cantabria sigue este miércoles en alerta amarilla por oleaje

Cantabria permanecerá este miércoles, 14 de septiembre, en alerta amarilla por fenómenos costeros, un aviso que ascenderá a naranja el jueves, día 15, según la previsión de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

En concreto, el litoral cántabro estará en riesgo por el oleaje generado por los vientos del oeste o noroeste de fuerza 7 hasta las 6.00 horas del jueves, cuando el aviso por fenómenos costeros se incrementará a “riesgo importante” (alerta naranja) hasta las 18.00 horas.

La AEMET prevé que el resto de la jornada del día 15, hasta las 21.00 horas, el aviso vuelva a ser amarillo.

PREVISIÓN NACIONAL

Las cuatro provincias catalanas estarán en alerta naranja (riesgo importante) por lluvias, que podrán ser de hasta 40 litros por metro cuadrado en una hora, así como tormentas (salvo en Lérida). El resto del país sufrirá un descenso de las temperaturas, siendo más notable en la mitad oriental peninsular.

Además, Lugo, Asturias, Cantabria y el País Vasco se encontrarán en alerta amarilla por oleaje. Asimismo, en la costa de Almería y de Granada se encontrarán en alerta amarilla por oleaje también debido a la fuerza del viento.

De este modo, las precipitaciones podrán ser persistentes y ocasionalmente fuertes también en el área cantábrica y Pirineos. Además, se producirán intervalos de viento fuerte en Canarias y los litorales del cantábrico y de Alborán.

No se descartan precipitaciones en otras zonas de la mitad norte y del centro de la Península, así como en Baleares. Inicialmente la nubosidad tendrá una evolución diurna en toda la Península, excepto en los litorales sur y sudeste donde estará poco nuboso. En las Islas Canarias se producirán intervalos nubosos en el norte, con probables precipitaciones débiles por la mañana, sobre todo en las islas de más relieve.

El viento será de componente norte en Canarias, y de componente oeste en la mayor parte de la Península y Baleares. Asimismo, se pueden producir rachas fuertes en Canarias y los litorales cantábrico y de Alborán, y con mayor intensidad en el Cantábrico, según AEMET.