NO SE PUEDE CONSENTIR

 

 

España va por muy mal camino, merced a la irresponsabilidad de algunos políticos que toman su actividad como algo “frívolo” y lejos de cualquier respeto a las leyes y a los ciudadanos que en su día las votaron, como es el caso de la Constitución.

El que la señora Batet; Presidenta del Congreso de los Diputado, haya permitido formulas estrafalarias y creo que ilegales, en la toma de juramento o promesa de los Diputados, es un escándalo en toda regla y el Tribunal Constitucional debiera inhabilitar a los diputados que han aplicado esta formula y a la propia Presidenta de la Cámara, que debiera también rendir cuentas de su permisividad, lo que representa un insulto a los españoles, que procuramos cumplir la ley.

Esta serie de personajes, por acción y omisión quieren convertir las democracia española es un “esperpento” devaluando al máximo su funcionamiento para luego tratar de desautorizar sus leyes.

Algunos y algunas, quieren hacer de España un país ”bananero” y sin credibilidad algo que no se puede consentir, detrás de todo tienen un único objetivo destruir la unidad de la nación.