LA PRESUNCIÓN DE INOCENCIA ES UN DERECHO BÁSICO

 

La sociedad actual está entrando en un camino muy peligroso, al no anteponer claramente un principio tan básico, como es la presunción de inocencia.

Las redes sociales y los medios de comunicación, lanzan noticias en la mayoría de los casos sin rigor y comprobación alguna, que luego pueden resultar falsas.

Se miente sin pudor alguno y se destroza la fama de las personas, dejándolas indefensas ante cualquier rumor o noticia lanzada por los medios y las redes.

El derecho a la buena fama, a la integridad como persona es un derecho básico, que esta siendo cruelmente pisoteado, es algo así, como una especie de fusilamiento social, pues será casi imposible para la persona o personas afectadas por la noticia falsa o manipulada recobrar su prestigio.

Por otro lado, los medios de comunicación, en su mayoría, están dando carta de naturaleza a todo lo que dicen alguna organizaciones, que muestran una actuación radical, casi totalitaria sobre algunas modas o teorías, dándose como algo irrefutable sus mensajes y sus ideas, sin que casi nadie tenga la valentía y el rigor intelectual de dar respuesta a algunas de sus proclamas.

De esta manera la sociedad, se encuentra sometida a un “stress” mediático muy peligroso par la propia convivencia.