Recogida en la cartera de servicios de la ley de Infancia y Adolescencia de Cantabria

El servicio de intervención terapéutica y rehabilitadora ‘Voltea’ atiende a 37 menores con daño emocional grave provocado por experiencias traumáticas de maltrato, abuso o negligencia.

Recogida en la cartera de servicios de la ley de Infancia y Adolescencia de Cantabria, se trata de una prestación garantizada y gratuita, que da respuesta a las necesidades relacionadas con los problemas que presentan niños, niñas y adolescentes en el acogimiento residencial, familiar y adoptivo que requieren apoyo terapéutico, y a las propuestas de los profesionales que trabajan en el área de infancia.

Eva Díaz Tezanos, que ha visitado estas instalaciones, ha señalado que es de vital importancia atender a esos menores, que se han enfrentado a situaciones traumáticas, y llegan a una nueva familia con un daño emocional y conductual que precisa de una atención terapéutica especializada que les ayude a superar  esas dificultades.

Según han explicado los responsables del servicio, la mayoría de casos son preadolescentes, aunque entre los 37 casos que atienden actualmente hay menores de entre 5 y 17 años.