Estimular la inteligencia emocional aumenta creatividad y reduce agresividad en jóvenes

0
60
Estimular la inteligencia emocional y social en los centros educativos consigue que se incremente la creatividad, la generosidad y la empatía y se reduzcan los comportamientos agresivos entre los alumnos, que también mejoran su estado ánimo estando más felices y más optimistas.