18ª Jornada: Sarria – Portomarín (23 km, 4 h.)

0
448
Want create site? With Free visual composer you can do it easy.

Hoy había que llegar a Portomarín cuanto antes. Hoy no nos detuvimos para nada. En la cabeza no había sitio ni para el hambre ni para el cansancio; solamente para el afán de llegar y dejar a todos atrás.

Desde Sarria a Santiago hay poco más de 100 km y ayer llegaron peregrinos nuevos. Cien kilómetros es la mínima distancia que se le exige al peregrino para lograr la Compostela -el certificado que demuestra que se ha hecho el Camino de Santiago. Sarria es para muchos el lugar donde empieza el Camino.

En la mañana de hoy se vio que los peregrinos nuevos no eran muchos, sino demasiados. Uno daba dos pasos y se cruzaba con gente y uno se cansaba de desear “Buen camino”. La tranquilidad se quebró. La meditación dio paso a la irritación. La calma al canto, a la risa y al alboroto. La peregrinación, como dijo uno, parecía una procesión. Si te vas a tu casa, pensé yo, ya somos uno menos. Hay peregrinos y peregrinos, Compostelas y Compostelas -argüía yo. Los falsos peregrinos habían destruído mi Camino -me lamentaba.

El camino también cambió. Perdió su alma. Ya no hice fotos.

Ya sólo quedaba bajar la mirada y apretar el paso. Aislado del paisaje y de la gente pude, sin embargo, dar vueltas a mi nostalgia y revertirla. Yo ya había tenido mi Camino. Por Burgos. Por Palencia. Por León. El Camino no es mío. Ni lo puedo definir, ni lo puedo cercar. No todos tienen el tiempo necesario para hacer un camino más largo. No todos tienen el dinero. No todos tienen la fe en sí mismos. No todos buscan lo mismo.

A Portomarín llegué cansado, sudado y reconciliado.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.