ESTE MIÉRCOLES, “LAS 40 HORAS EUCARÍSTICAS”, UNA DEVOTA TRADICIÓN QUE SE REMONTA AL S. XIX

0
417
Want create site? With Free visual composer you can do it easy.

La Iglesia de Nuestra Señora de Consolación de Santander, en la calle Alta, inicia mañana, miércoles, a las 8 horas, la antigua tradición conocida como, “Las Cuarenta Horas Eucarísticas”. Así, a lo largo de ese mismo espacio de tiempo (40 horas), un grupo de fieles se irán turnando ante la exposición del Santísimo con el fin de adorar, sin interrupción, a Cristo sacramentado.

Como en años anteriores, durante este tiempo de vela, se quiere orar “al Señor especialmente por las vocaciones” al sacerdocio y a la vida religiosa, explicaron desde la parroquia.

La costumbre de las cuarenta horas de adoración eucarística se basa en las Escrituras, que revelan que fueron también, cuarenta, las horas en que Jesús permaneció en el Sepulcro tras morir en la Cruz; de aquí el origen de esta devota tradición que cada año cambia de fecha, ya que se celebra en la semana que cae la solemnidad del Corpus Christi, este año el jueves 30 de mayo.

En la parroquia de la Consolación, hay constancia de que esta práctica se celebrara ya en el siglo XIX.

Este año las horas de vela se iniciarán, a las 8 horas de este miércoles 30, mediante una misa, tras la cual quedará expuesto el Santísimo para su adoración permanente durante cuarenta horas. Por la tarde, a las 19,00 h. se celebrará la Hora Santa.

Por su parte, en la jornada del jueves, está previsto el inicio de una oración comunitaria en favor de las vocaciones que se celebrará a las siete de la tarde y que concluirá con la bendición del Santísimo y el oficio de una misa con la que se concluirá la adoración eucarística de este año.

Invitación a velar al Señor

Desde la parroquia de la Consolación, “se invita a la participación de los fieles” en esta “santa tradición” y como en ocasiones anteriores en la organización se cuenta con el apoyo del grupo de la Adoración Nocturna Española de Santander.

“Las Cuarenta Horas Eucarísticas” tiene su origen en Roma, en el siglo XIII. La costumbre nació marcada, desde su inicio, por un sentido de expiación por los pecados. En el siglo XVI recibe en Milán un gran impulso a través de San Antonio María Zacarías y después de San Carlos Borromeo.

El Papa Clemente VIII fija, en 1592, las normas para su realización y después Urbano VIII extiende, en el siglo XVII, esta práctica a toda la Iglesia Universal. Desde el siglo XIX, se sabe que esta costumbre se practica en la parroquia de Nuestra Señora de Consolación de Santander.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.